Páginas vistas en total

jueves, 7 de abril de 2011

LOS CAÑONES DE NAVARONE

Precisamente ahora, cuando se cumplen cincuenta años del estreno de Los cañones de Navarone, parece un buen momento para recordar este hito del cine belicoaventurero. Encabezando el reparto, un trío de actores en estado de gracia compuesto por David Niven, Anthony Quinn y Gregory Peck, quien sustituía a un William Holden elegido inicialmente para su papel. También supuso el debut internacional de la particular actriz griega Irene Papas y uno de los primeros largometrajes para el desaparecido Richard Harris, más recordado entre las nuevas generaciones como el profesor Dumbledore en las primera entregas de la saga Harry Potter.


Gregory-Peck
Gregory Peck

Brevemente y sin destripar el desenlace para quienes todavía no la hayan visto, narra la historia de un comando de fuerzas especiales con una misión durante la Segunda Guerra Mundial: inutilizar dos potentes cañones, instalados por el ejercito nazi sobre un lugar estratégico del mar Egeo, que impiden el rescate de dos mil soldados británicos sitiados en una isla cercana bajo la amenaza de un inminente ataque alemán.

Tiene una duración de dos horas y media, de modo que si la trama no te engancha desde el principio, puede resultar interminable. No es mi caso, aunque hubiera agradecido algún tijeretazo en el metraje. Dirigida en Cinemascope por el irregular J. Lee Thomson, Los cañones de Navarone es la película inmediatamente anterior al mayor éxito de su filmografía, El cabo del terror, donde repetiría con Gregory Peck, esta vez al lado de Robert Mitchum.

David-Niven
David Niven

Por su parte, Carl Foreman, guionista y productor de la película, había caido bajo las garras del Comité de Actividades Antiamericanas durante la caza de brujas y su sospechoso pasado comunista le condujo al exilio británico por una buena temporada. Desde allí, aunque ya rehabilitado y sin necesidad de seguir trabajando bajo seudónimo (hubo de hacerlo los primeros años), produjo este hito del cine bélico y adaptó con acierto la novela homónima de Alistair McLean.

El éxito de taquilla fue tal que incluso tuvo una secuela, llamada Fuerza 10 de Navarone. Confieso no haberla visto, aunque todo parece indicar que no he perdido gran cosa. Sin embargo, el triunfo económico no trajo consigo idéntico reconocimiento en trofeos. Estuvo nominada a siete premios Oscar y sólo recibió uno por sus ahora trasnochados efectos especiales, aunque se alzó con el Globo de Oro a mejor película y banda sonora, nada extraño si tenemos en cuenta que el responsable de la música era Dimitri Tiomkin.

Bahía-Anthony-Quinn
Bahía de Anthony Quinn

Para acabar, un dato curioso: el actor Anthony Quinn quedó prendado de la isla de Rodas durante el rodaje de exteriores y compró terrenos y una casa en un lugar paradisiaco de la costa que pasó a llamarse, desde entonces, la Bahía de Anthony Quinn.  

17 comentarios:

Clementine dijo...

Curioso lo de la bahía Quinn...
Gran película ésta. Me la he visto varias veces y, si me la encuentro haciendo zapping en la tele, me quedo a verla hasta la primera tanda de anuncios que la interrumpan.
Y a mí no se me hace larga en absoluto, me parece muy interesante y con un reparto de lujo. Y una banda sonora antológica, preciosa.
Buen homenaje, Dickson y muy merecido. Gracias.

Explorador dijo...

vaya, me has recordado que un día la dejé grabando porque no podía verla entera...y los anuncios impidieron que pudiese ver su final. Creo que voy a tener que verla urgentemente. Me gustó muchísimo lo que vi, en especial el personaje de Niven.

Un saludo, gracias :)

Manderly dijo...

Una gran película y con grandes estrellas!!
Anthony Quinn me gusta mucho y no siempre hacía papeles de hispano. Gran actor!!
Debía de ser muy así... cuando hizo Las sandalias del pescador se convirtió al catolicismo.

Javi dijo...

Lo que más me echa para atrás es que es de J Lee Thomson, que aunque hizo una gran peli como El cabo del terror, es un director que no me atrae gran cosa. De cualquier forma estas pelis bélicas de misiones me atrapan y los actores no son precisamente mancos. Buena entrada, Dickson. Un saludo.

Dickson dijo...

Un gran reparto y bien acoplado, Clementine. Pero verla en televisión, te parezca larga o no, debido a su duración puede acabar siendo una tortura gracias a los constantes y molestos anuncios. Aunque hay casos peores. Y si no, recuerda cuando TVE, antes de suprimir la publicidad, emitía "Lo que el viento se llevó" entre el Telediario de las tres y el de las nueve. Saludos.

Dickson dijo...

Así es, Explorador. Niven está sembrado pero te digo lo mismo que a Clementine: ver "Los cañones de Navarone" por la tele puede acabar siendo un suplicio, así que te recomiendo hacerte con ella en DVD u otro formato que permita que la disfrutes como merece. Saludos.

Dickson dijo...

Hola Manderly. Sin duda Quinn era un tipo de fuerte carácter y muy decidido, aunque con fama de impulsivo. A mi también me gusta y protagoniza "La Strada", una de mis películas favoritas y espero que una de mis próximas entradas. Saludos.

Dickson dijo...

También considero a J. Lee Thomson bastante mediocre, y si no basta con que repases su filmografía, repleta de títulos olvidables. Sin embargo, de vez en cuando, supongo que al rodearse de las historias y profesionales adecuados, era capaz de ultimar títulos interesantes como éste. Saludos, Javi.

Clementine dijo...

Lo recuerdo, lo recuerdo, Dickson, por eso nunca he visto "Lo que el viento se llevó" cuando la han puesto en la tele. Y "Los cañones de Navarone" lo mismo, me la veo seguidita en DVD que para eso la tengo y si me la encuentro en la tele, ya te digo, hasta los primeros anuncios.
Además, a mí no me gusta nada ver una película a trozos, se pierde concentración, el seguir la historia, y sobre todo no está hecha para verla así... Me acuerdo que pusieron una vez "El golpe" y con las interrupciones publicitarias metían un tajo a las geniales cortinillas que separan las escenas de esta película. Ya ves tú qué herejía...

Ibán dijo...

Este es un clásico que se me ha escapado, pero me has dejado con muchas, muchas ganas de verlo.

Dickson dijo...

Te podrá gustar más o menos, pero el entretenimiento está garantizado, así que te animo a verlo. Gracias Iban y bienvenido por aquí. En cuanto pueda me paso por tu blog y echo un vistazo.

miquel zueras dijo...

Una película imprescindible del cine bélico de los 60 junto "El puente sobre el Rio Kwai" y "La gran Evasión". "Fuerza 10 de Navarone" fue una disparatada secuela pues no tenía sentido casi 20 años después y con un reparto totalmente distinto, además era muy floja. Borgo.

Dickson dijo...

Gracias Borgo, por haber despejado mis escasas dudas a cerca de "Fuerza 10 de Navarone". Saludos.

Lala dijo...

Muy buena película y grandes actores. El entrañable Gregory Peck le da serenidad a la película y a mi, como dice Clementine, tampoco se me hace nada pesada y eso que la he visto varias veces. Niven sensacional y, como bien decís, el director tampo me gusta demasiado, pero reconozco que tiene buenas películas y se ha sabido rodear de grandes actores, hace poco que volví a ver el cabo del terror. Gracias por tu post y por refrescarnos películas que dan ganas de volver a ver de nuevo.

BEsotes

Dickson dijo...

Gracias, Lala. Como bien dices, Niven está sensacional, yo creo que en uno de sus mejores papeles. Y si te han dado ganas de volver a verla, no te cortes, que mal rato no vas a pasar. Hasta pronto.

Mario dijo...

Anthony Quinn y Gregory Peck son tremendos actores, y eso me jala a ver ésta película, que inicialmente no sé pero no me atraía, pero adicionando esos grandes intérpetres ya he cambiado de idea. Vi "Cabo de miedo" el clásico de 1962 y me encantó, Mitchum es un actor que cuando hace de málvado es tenebroso y siniestro, tiene una expresión que se presta para ello. Peck se ve más neutral, puede ser el típico héroe americano, también por esencia el perfecto caballero. Quinn es uno de mis actores clásicos favoritos, siempre he sentido cercanía por su legado, me parece que es un actor que se deja querer. Un abrazo.

Mario.

Dickson dijo...

Sé bienvenido, Mario. No dudes en ver Los cañones de Navarone, si aún no lo has hecho. Aprovecharás una buena ocasión para ver a esos y otros grandes actores compenetrarse a la perfección. Un abrazo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...